Revelan complicidad de empresarios en escándalo de madera ilegal en Perú

Representantes de las exportadoras Adam Andrews de Corporación Industrial Forestal, William Castro de Inversiones WCA y Dante Zevallos de Sico Maderas fueron grabados

En diciembre del 2015, se decomisó un alto porcentaje de madera ilegal que salió rumbo a México y EE.UU. en el Yacu Kallpa. Hay más empresas ligadas al presunto comercio ilegal de madera. (Foto: Environmental investigation agency-eia)

En diciembre del 2015, se decomisó un alto porcentaje de madera ilegal que salió rumbo a México y EE.UU. en el Yacu Kallpa. Hay más empresas ligadas al presunto comercio ilegal de madera. (Foto: Environmental investigation agency-eia)

11:49|10 de noviembre de 2017.-  Las empresas involucradas en el caso de madera peruana sabían, o tenían razones para sospechar, que sus exportaciones desde la Amazonía peruana eran ilegales, según grabaciones difundidas hoy por Global Witness.

Las grabaciones parecen ser las primeras en las que exportadores de madera del Perú han admitido que los documentos a menudo se falsifican. Proporcionan una idea de la escala de la corrupción que permitió que el escándalo tuviera lugar.

La madera fue transportada desde la Amazonía en el barco Yacu Kallpa a finales de 2015, tras un intento fallido de un fiscal peruano de decomisar parte de la misma, pero el barco fue detenido más tarde en México cuando navegaba hacia los Estados Unidos. En última instancia, se encontró que más del 96% de la madera a bordo era ilegal.

El intento de decomiso – junto con el bloqueo del cargamento previo a su llegada a los Estados Unidos – convirtió al Yacu Kallpa en el escándalo maderero del Perú. Generó un gran interés mediático y, tras la reacción del sector empresarial de la madera, contribuyó a las protestas acontecidas en dos de las ciudades madereras más importantes del país, y llevó a que el presidente ejecutivo de la agencia encargada de las inspecciones forestales, OSINFOR, fuera despedido y forzado a abandonar el país.

Los principales exportadores del Yacu Kallpa argumentaron que la madera contaba con la documentación adecuada, pero en el Perú tales documentos a menudo se falsifican y se usan para lavar madera extraída ilegalmente. Representantes de tres de las once empresas exportadoras – Adam Andrews de Corporación Industrial Forestal, William Castro de Inversiones WCA y Dante Zevallos de Sico Maderas – fueron grabados en secreto por Global Witness y todos admitieron que los documentos a menudo se falsifican y la madera a menudo se lava.

Sin precedentes: ¿por qué EE.UU. aplicó sanciones en TLC con Perú?

“Yo puedo buenamente saber que [la madera] no está viniendo de buena fuente, porque si todos compráramos todo lo que tiene que ser, nadie compra una tabla”, dijo Zevallos a Global Witness encubierto. “Entonces, yo sabiendo de que probablemente la madera que estoy comprando tiene ese origen, no me preocupaba porque yo tenía [gesticula como si tuviera papeles en las manos]…yo era un comprador de buena fe.” Al preguntarle si eso es lo que ocurrió con la embarcación del Yacu Kallpa detenido en México, Zevallos respondió: “Sí, con toda”.

____________________________________

Fuente: El Comercio

101 Leído en total 3 Lecturas hoy